Noticias

"UNIDADES FAMILIARES AGROECOLÓGICAS BIOINTENSIVAS” COMO RESPUESTA AL CAMBIO CLIMÁTICO

Logo IMSA
 
                                                                                                                                                                 prorurallogo

Nota de Prensa

“UNIDADES FAMILIARES AGROECOLÓGICAS BIOINTENSIVAS” COMO RESPUESTA AL CAMBIO CLIMÁTICO


Septiembre de 2018.
Pro-Rural, en el marco del proyecto IMSA y en un trabajo conjunto con la Universidad Técnica de Oruro, implementa el método biointensivo en Unidades Familiares Agroecológicas Biointensivas (UFAB) del altiplano boliviano en respuesta al cambio climático, que ha provocado sequías frecuentes en el lugar. Dicho método aporta a la resilencia frente al cambio climático y genera una producción sostenible de cultivos.

El método biointensivo, adaptado a las condiciones específicas del altiplano para las UFAB, es una alternativa frente al cambio climático porque incrementa el rendimiento de los productores hasta un 80% con respecto al manejo de cultivos tradicional. Esto es debido a la preparación profunda, la asociación y rotación de cultivos y al uso de prácticas agroecológicas en el manejo de suelos y plagas. Este método combina principios de la agricultura biodinámica y agroecológica, donde se cultiva en suelo vivo para rendimientos altos en pequeñas extensiones.

El cambio climático, se manifiesta en reducción y concentración de precipitaciones, mayor ocurrencia de heladas y sequias, y mayor presencia de plagas. No obstante, los bajos rendimientos agrícolas en el altiplano, además que por la variabilidad climática, se deben al manejo inadecuado de suelos y la poca tecnificación agrícola (entre otros).

En el proyecto de Innovación y Movilización para la Seguridad Alimentaria (IMSA) de Pro-Rural, en alianza con la Universidad Técnica de Oruro en el Centro Experimental de Condoriri y con el apoyo de PIA-CC, ha evaluado el método biointensivo en comparación con el cultivo tradicional de hortalizas en el altiplano en condiciones similares. Los estudios realizados determinaron que el mayor problema agrícola es la frecuencia de sequías.

La implementación del sistema de riego por goteo en las UFAB, comparado con el sistema tradicional con riego por inundación, significa una reducción del 90 % en uso de agua. Es por esto que las UFAB se caracterizan por disminuir la dependencia de lluvias estacionales; y también, a la vez de aprovechar los pequeños terrenos disponibles en el altiplano, mejora la calidad del suelo gracias a la biorremediacion con abono orgánico y asociación de cultivos.

El método biointensivo también aporta la incorporación de abono orgánico en suelos del altiplano, el cual no solo incorpora nutrientes, sino que promueve su recuperación con la incorporación de microorganismos que mejoran sus propiedades físicas, químicas y biológicas, promoviendo la mejora de su capacidad de retención de agua y resistencia a la erosión.

La producción biointensiva se realiza mediante parcelas, que pueden ser usadas en cada año agrícola sin descanso. Además de los beneficios mencionados, el método biointensivo aporta a las comunidades con la facilidad de manejo y la reducción de mano de obra.

 

 

Modificado por última vez enJueves, 27 Septiembre 2018 23:42

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.